RÉGIMEN DE CONVIVENCIA

RÉGIMEN DE CONVIVENCIA

Normas básicas que regulan la convivencia cotidiana de nuestra comunidad educativa.

ENTRADAS Y SALIDAS DE ALUMNOS/AS:

La entrada será a las 9'00 h. La salida será a las 14'00 h. Las entradas y salidas del alumnado se efectuarán con el respeto y orden debido.

Las puertas del centro se abrirán 15 minutos antes del comienzo de las clases y se cerrarán 15 minutos después del comienzo de las actividades escolares.

Al finalizar la jornada las puertas del patio del centro, se cerrarán a las 14´15 h. para velar por la seguridad del alumnado que utiliza el servicio del Comedor Escolar.

Después de las horas señaladas para el cierre, los alumnos/as no podrán acceder ni salir del recinto escolar sin la justificación correspondiente, o acompañados por sus padres cuando haya sido por algún motivo justificado.

Para ingresar al centro una vez las puertas se hayan cerrado, deberán hacerlo en el horario del recreo (de 11:30 a 12:00), para no perturbar el normal desarrollo de las clases. El alumno que llegue tarde deberá traer el justificante de falta cumplimentado o en su defecto venir acompañado por algún familiar responsable.

De igual manera cuando un niño/a tenga que ausentarse del centro durante el horario escolar, deberá previamente presentar el justificante y recogerlo del centro un familiar responsable. De no ser así, a ningún niño/a se le permitirá la salida del colegio.

En el supuesto que un alumno, a la hora de entrada al centro no hubiera accedido a él, el Colegio no se responsabilizará de lo que a éste pueda ocurrirle fuera del recinto escolar, habida cuenta que no ha entrado.

UTILIZACIÓN DE ESPACIOS:

Tanto padres/madres y profesores/as, como el personal que tenga trato directo con los alumnos/as, o acceso al Centro, deberán observar una conducta correcta que evite los malos ejemplos.

Ninguna persona ajena al Centro deberá permanecer en él sin permiso del Director/a. Toda persona de la Comunidad Educativa tiene el deber de informar a la Dirección en caso de una intromisión de este tipo.

No se podrá fumar en ninguna dependencia del centro.

No se podrá introducir en el Centro ningún instrumento susceptible de ser usado como objeto agresor.

Los alumnos/as, sin el permiso del profesor/a, no podrán estacionarse en dependencias ajenas a sus lugares habituales de trabajo.

Las subidas y bajadas de las clases deberán realizarse por los lugares asignados y con orden.

Los alumnos/as que utilicen el servicio de comedor, respetarán al personal encargado de su cuidado y mantendrán un comportamiento adecuado en todo momento.

En caso de ausencia o retraso de un profesor/a, los alumnos/as permanecerán en el aula hasta que llegue el profesor/a sustituto.

El profesor/a que se encuentre en clase al iniciarse el recreo, saldrá el último del aula, asegurándose de que lo hayan hecho todos los alumnos/as; la luz quedará apagada y la puerta cerrada.

Los alumnos/as no permanecerán en las aulas y los pasillos durante los recreos, si no están acompañados de un profesor/a.

En las horas de recreo, los alumnos/as respetarán las zonas del patio que tienen asignadas para cada etapa.

En los cambios de clase, los alumnos/as permanecerán en clima de trabajo, dentro de sus aulas.

La Biblioteca será utilizada como sala de lectura y estudio, por tanto el silencio es imprescindible. Podrán acceder a ella todos los alumnos/as del Centro en el horario que se establezca.

En todo el Centro (aulas, pasillos, patios, comedor, gimnasio, aula de informática, biblioteca, servicios,…), los alumnos/as mantendrán un comportamiento correcto, respetando el material y depositando los productos de desecho en las papeleras.

Los alumnos/as utilizarán únicamente sus aseos.

El uso del ascensor del Centro por parte de los alumnos/as, está terminantemente prohibido, excepto en los casos justificados y siempre y cuando estén acompañados por una persona adulta

TIEMPO DE RECREO:

El tiempo de recreo es horario lectivo para el profesorado, lo que implica la responsable vigilancia por parte del mismo según los turnos establecidos en base a la normativa vigente.

La vigilancia durante el tiempo de recreo se distribuye en los siguientes espacios: Patio de E. Infantil y patio de E. Primaria.

Queda terminantemente prohibido arrojar al suelo bolsas, envoltorios, restos de comida, etc. Para ello se utilizarán las papeleras y contenedores.

Queda terminantemente prohibido arrojar piedras, pedruscos o chinarros dentro del colegio y fuera de él, a cualquier miembro de la Comunidad Educativa, como así también dañar con los mismos el edificio o el material del centro.

Solamente se podrá permanecer en las aulas, biblioteca o gimnasio durante el tiempo de recreo si se hace en compañía y bajo la responsabilidad de algún profesor.

En caso de lluvia los profesores permanecerán en sus aulas con sus respectivos grupos de alumnos o, si se considera posible se ubicarán en los porches. No tocará la sirena si no hay que salir al recreo..

TIEMPO DE CLASE:

Durante las horas de clase y tiempo de recreo está prohibido a los alumnos/as permanecer en los pasillos.

Para acceder a los aseos desde el aula, será precisa la autorización del profesor correspondiente.

FALTAS DE ASISTENCIA

El profesor tutor, llevará el control de faltas de asistencia de los alumnos de su grupo, que deberán presentar el correspondiente justificante en el momento de su incorporación.

Cuando por parte de algún alumno se produzca un número considerable (a partir de las 6 faltas) de ausencias injustificadas, el tutor se pondrá en contacto con la familia a fin de la justificación de las mismas. Si persiste en su actitud, se pondrá en conocimiento del Equipo Directivo y se trasladará el caso al Trabajador Social del E.O.E.P.

El alumno/a, que en un momento dado, padezca una enfermedad infecto-contagiosa, deberá comunicarlo a la dirección del centro y ausentarse del centro hasta que el médico le dé el alta y la presente al centro.

MATERIALES E INSTALACIONES:

Todos los miembros de la Comunidad Escolar respetarán los edificios, instalaciones, mobiliario y material, lo utilizarán responsablemente y colaborarán en la limpieza y el orden del Centro.

Los alumnos/as quedan obligados a reparar los daños que causen, individual o colectivamente, de forma intencionada o por negligencia, a las instalaciones, a los materiales del Centro y a las pertenencias de otros miembros de la Comunidad Educativa, o a hacerse cargo del coste económico de su reparación, así como, a restituir, en sus caso, lo sustraído, y todo ello sin perjuicio de la sanción que pudiera corresponder por la falta cometida. Los padres/madres o representantes legales de los alumnos/as asumirán la responsabilidad civil que les corresponda en los términos previstos por la ley.

RELACIONES PERSONALES:

Tal y como se desprende de los objetivos generales del Centro, las relaciones personales estarán basadas en el respeto y la tolerancia.

Se respetarán la integridad física y moral de los demás, absteniéndose de enfrentamientos, insultos, burlas, hurtos, humillaciones y bromas de mal gusto.

Es indispensable el asistir a clase en las debidas condiciones de higiene. En caso de observarse deficiencias que se consideren perjudiciales para el resto de la comunidad educativa, se informará a la familia, que estará obligada a poner el remedio oportuno.

Todos los miembros de la Comunidad Educativa adoptarán una actitud constructiva y respetuosa hacia los demás.

Los alumnos/as se comportarán correctamente en las entradas, salidas, cambios de aula, etc.

En todo momento se evitarán los juegos violentos y peligrosos. Los juegos permitidos se realizarán en la zona adecuada del patio de recreo. Están prohibidos en los pasillos y otros lugares de tránsito, ya que en ellos se requiere orden y silencio

Cada aula o grupo de alumnos se regirá, aparte de por este Reglamento, por unas normas de convivencia que serán impuestas por su tutor/a. Estas normas no podrán entrar en contradicción con el Reglamento, ni con normas de rango superior.

Cuando se incurra en conductas tipificadas como agresión física o moral a sus compañeros/as o demás miembros de la Comunidad Educativa, se deberá reparar el daño moral causado mediante la presentación de excusas y el reconocimiento de la responsabilidad en los actos, bien en público bien en privado, según corresponda por la naturaleza de los hechos y de acuerdo con lo que determine el órgano competente para imponer la corrección.

OTRAS:

Los cauces reglamentarios a utilizar por los padres/madres en el tratamiento de problemas surgidos con respecto a sus hijos/as en el Centro, serán los siguientes y por este orden: Maestro/a afectado, Tutor/a, Jefatura de Estudios, Dirección, Consejo Escolar y Administración educativa.

En caso de accidente, si la herida es leve, el alumno será atendido en el Centro, y si la herida requiere tratamiento especializado, se comunicará a la familia para que se haga cargo del accidentado. En caso de que el accidente sea de gravedad, se avisará al teléfono único de emergencias 112 (recibiendo instrucciones de los especialistas), a la familia y a la Consejería. Se cumplimentará siempre un parte que será remitido a la Consejería de Educación.

FALTAS A LAS NORMAS DE CONVIVENCIA

Las normas de convivencia del Centro, recogidas en el Reglamento de Régimen Interior, podrán concretar los deberes de los alumnos y establecerán las correcciones que correspondan por las conductas contrarias a las citadas normas.

Los incumplimientos de las normas de convivencia habrán de ser valorados considerando la situación y las condiciones personales del alumno.

Las correcciones que hayan de aplicarse por el incumplimiento de las normas de convivencia habrán de tener un carácter educativo y recuperador, deberán garantizar el respeto a los derechos del resto de los alumnos y procurarán la mejora en las relaciones de todos los miembros de la comunidad educativa.

En todo caso, en la corrección de los incumplimientos deberá tenerse en cuenta:

a)Ningún alumno podrá ser privado del ejercicio de su derecho a la educación ni de su derecho a la escolaridad.

b)No podrán imponerse correcciones contrarias a la integridad física y a la dignidad personal del alumno.

c)La imposición de las correcciones previstas en este Reglamento respetará la proporcionalidad con la conducta del alumno y deberá contribuir a la mejora de su proceso educativo.

d)Los órganos competentes para la instrucción del expediente o para la imposición de correcciones deberán tener en cuenta la edad del alumno, tanto en el momento de decidir su incoación o sobreseimiento como a efectos de graduar la aplicación de la sanción cuando proceda.

e)Se tendrán en cuenta las circunstancias personales, familiares o sociales del alumno antes de resolver el procedimiento corrector. A estos efectos, se podrán solicitar los informes que se estimen necesarios sobre las aludidas circunstancias y recomendar, en su caso, a los padres o a los representantes legales del alumno o a las instancias públicas competentes la adopción de las medidas necesarias.

f)El Consejo Escolar determinará si la inasistencia a clase de los alumnos por razones generales no debe ser objeto de corrección, debiendo adoptar las medidas necesarias para que esta situación no repercuta en el rendimiento académico de los alumnos.

Los alumnos que individual o colectivamente causen daños de forma intencionada o por negligencia a las instalaciones del Centro o a su material quedan obligados a reparar el daño causado o hacerse cargo del coste económico de su reparación. Igualmente, los alumnos que sustrajeren bienes del Centro deberán restituir lo sustraído. En todo caso, los padres o representantes legales de los alumnos serán responsables civiles en los términos previstos en las leyes.

La falta a clase de modo reiterado puede provocar la imposibilidad de la aplicación correcta de los criterios generales de evaluación y la propia evaluación continua. El procedimiento del Centro consiste en que, ante un número de faltas de asistencia no justificadas, se tratará el caso con el Trabajador Social, para su estudio y resolución.

A efectos de la graduación de las correcciones:

1. Se considerarán circunstancias paliativas:

a) El reconocimiento espontáneo de su conducta incorrecta.

b) La falta de intencionalidad.

c) El carácter ocasional de la falta, de la conducta habitual del alumnado.

2. Se considerarán circunstancias acentuantes:

a) La premeditación y la reiteración.

b) Causar daño, injuria u ofensa a los compañeros de menor edad o a los recién incorporados al Centro.

c) La discriminación por razón de nacimiento, raza, sexo, capacidad económica, nivel social, convicciones políticas, morales o religiosas; así como por discapacidades físicas, sensoriales y psíquicas, o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.

Podrán corregirse los actos contrarios a las normas de convivencia del centro realizados por los alumnos en el recinto escolar o durante la realización de actividades complementarias y extraescolares.

El Consejo Escolar del Centro supervisará el cumplimiento efectivo de las correcciones en los términos en que hayan sido impuestos.

FALTAS LEVES

Son aquellas infracciones a las normas de conducta establecidas en el Plan de Convivencia, que por su entidad, no llegan a tener la consideración de graves o muy graves. Se corregirán de inmediato

MEDIDAS

Órganos competentes para la aplicación de sanciones

a)Amonestación privada o por escrito, según modelo de Jefatura de Estudios

b)Expulsión de la sesión de clase con comparecencia inmediata ante el Jefe de Estudios o la Directora.

c)La privación del tiempo de recreo o cualquier otra medida similar de aplicación inmediata.

d)Retirada del teléfono móvil o del aparato o dispositivo electrónico utilizado hasta la finalización de la jornada.

e)Realización de trabajos específicos en horario no lectivo.

-Los profesores /as del alumno/a, dando cuenta de ello al tutor/a y al Jefe de Estudios.

-El tutor/a del grupo, dando cuenta al Jefe de Estudios.

-Cualquier profesor del centro dando cuenta al tutor/a del grupo y al Jefe de Estudios.

PLAZOS DE PRESCRIPCIÓN

Las faltas leves prescribirán en el plazo de tres meses, contados a partir de la fecha en que los hechos se hubieran producido.

Las sanciones impuestas sobre faltas leves prescribirán en el plazo de seis meses, contados a partir de la fecha en que la sanción se hubiera comunicado al interesado.

Los períodos de vacaciones se excluyen del cómputo de los plazos.

FALTAS GRAVES

a)Las faltas reiteradas de puntualidad o asistencia a clase que, a juicio del tutor/a, no estén justificadas.

b)Las faltas reiteradas de higiene y aseo personal.

c)Las conductas que impidan o dificulten a otros compañeros el ejercicio del derecho o el cumplimiento del deber del estudio.

d)Los actos de incorrección o desconsideración con compañeros/as u otros miembros de la comunidad escolar.

e)Los actos de indisciplina y los que perturben el desarrollo normal de las actividades del centro.

f)Los daños causados en las instalaciones o material del centro.

g)Los daños causados en los bienes o pertenencias de los miembros de la comunidad educativa.

h)La incitación o estímulo a cometer una falta contraria a las Normas de Conducta.

i)Cualquier otra incorrección de igual gravedad que altere el normal desarrollo de la actividad escolar que no constituya una falta muy grave, según el Decreto regulador de las normas de convivencia.

j)La reiteración en el mismo trimestre de dos o más faltas leves.

k)El incumplimiento de la sanción impuesta por la comisión de una falta leve.

l) El uso del ascensor por parte del alumnado sin compañía de adultos

MEDIDAS

Órganos competentes para la aplicación de sanciones

a)Expulsión de la sesión de clase con comparecencia inmediata ante el Jefe de Estudios o la Directora.

b)La privación del tiempo de recreo o cualquier otra medida similar de aplicación inmediata.

c)Realización de trabajos específicos en horario no lectivo.

d)Realización de tareas que contribuyan a la mejora y desarrollo de las actividades del centro o, si procede, dirigidas a reparar el daño causado a las instalaciones o al material del Centro o a las pertenencias de otros miembros de la comunidad educativa.

e)Suspensión del derecho a participar en las actividades extraescolares o complementarias del centro, por un período máximo de un mes.

f)Suspensión del derecho de asistencia a determinadas clases por un plazo máximo de seis días lectivos.

g)Suspensión del derecho de asistencia al centro por un plazo máximo de tres días.

Cuando se apliquen las sanciones previstas en las letras e), f), y g), durante el tiempo que dure la sanción el alumno deberá realizar los deberes o trabajos que se determinen para evitar la interrupción en el proceso formativo.

-Los profesores /as del alumno/a, para las sanciones establecidas en las letras a), b), c) y d). Dando cuenta de ello al tutor/a y al Jefe de Estudios.

-El tutor/a del grupo, para las sanciones establecidas en las letras a), b), c) y d). Dando cuenta al Jefe de Estudios.

-El Jefe de Estudios y el Director/a, oído el tutor/a, las previstas para la letra e).

-El Director/a del centro, oído el tutor/a, podrá establecer las sanciones de las letras f) y g)

PLAZOS DE PRESCRIPCIÓN

Las faltas graves prescribirán en el plazo de seis meses, contados a partir de la fecha en que los hechos se hubieran producido.

Las sanciones impuestas sobre faltas graves prescribirán en el plazo de seis meses, contados a partir de la fecha en que la sanción se hubiera comunicado al interesado.

Los períodos de vacaciones se excluyen del cómputo de los plazos.

FALTAS MUY GRAVES

a)Los actos graves de indisciplina, desconsideración, insultos, falta de respeto o actitudes desafiantes, cometidos hacia los profesores y demás personal del centro.

b)El acoso físico o moral a los compañeros/as.

c)El uso de la violencia, las agresiones, las ofensas graves y los actos que atenten gravemente contra la intimidad o las buenas costumbres sociales contra los compañeros/as o demás miembros de la comunidad educativa.

d)La discriminación, las vejaciones o las humillaciones a cualquier miembro de la comunidad educativa, ya sean por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, orientación sexual, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.

e)La grabación, publicidad o difusión, a través de cualquier medio o soporte, de agresiones o humillaciones cometidas.

f)Los daños graves causados intencionalmente o por uso indebido en las instalaciones, materiales y documentos del centro o en las pertenencias de otros miembros de la comunidad educativa.

g)La suplantación de personalidad y la falsificación o sustracción de documentos académicos.

h)El uso, la incitación al mismo o la introducción en el centro de objetos o sustancias perjudiciales para la salud o peligrosas para la integridad personal de los miembros de la comunidad educativa.

i)La perturbación grave del normal desarrollo de las actividades del centro y, en general, cualquier incumplimiento grave de las normas de conducta.

j)La reiteración en el mismo trimestre de dos o más faltas graves.

k)El incumplimiento de la sanción impuesta por la comisión de una falta grave.

MEDIDAS

Órganos competentes para la aplicación de sanciones

a)Realización de tareas que contribuyan a la mejora y desarrollo de las actividades del centro o, si procede, dirigidas a reparar el daño causado a las instalaciones o al material del Centro o a las pertenencias de otros miembros de la comunidad educativa. O, en su defecto, hacerse cargo del coste económico de su reparación y la reposición del material sustraído o el abono del coste del mismo. Las tares deberán realizarse en horario no lectivo.

b)Suspensión del derecho a participar en las actividades extraescolares o complementarias del centro.

c)Cambio de grupo del alumno.

d)Suspensión del derecho de asistencia a determinadas clases por un período superior a seis días e inferior a dos semanas.

e)Suspensión del derecho de asistencia al centro por un período superior a tres días lectivos e inferior a un mes.

f)Cambio de centro, cuando no proceda la expulsión definitiva por tratarse de un alumno de enseñanza obligatoria.

g)Expulsión definitiva del centro.

Cuando se apliquen las sanciones previstas en las letras b), d), y e), durante el tiempo que dure la sanción el alumno deberá realizar los deberes o trabajos que se determinen para evitar la interrupción en el proceso formativo.

El Consejo Escolar impondrá las correcciones enumeradas en el apartado anterior con arreglo al procedimiento previsto para la tramitación de los expedientes disciplinarios, desarrollados más adelante. Cuando se imponga la corrección prevista en el párrafo e) del apartado anterior, el Consejo Escolar podrá levantar la suspensión de su derecho de asistencia al centro o readmitirlo en el centro antes del agotamiento del plazo previsto en la corrección, previa constatación de que se ha producido un cambio positivo en su actitud

La aplicación de las sanciones f) y g) se producirá cuando la gravedad de los hechos cometidos y la presencia del alumno/a que los cometa en el centro supongan menoscabo de los miembros de la comunidad educativa. Asimismo, se adoptará esta sanción en caso de agresión física, amenazas o insultos graves a un profesor/a.

El alumno/a que sea cambiado de centro deberá realizar las actividades y tareas que se determinen, y que se desarrollarán en la forma en que se articule conjuntamente por los equipos directivos de los dos centros.

-El Director/a del centro

PLAZOS DE PRESCRIPCIÓN

Las faltas muy graves prescribirán en el plazo de doce meses, contados a partir de la fecha en que los hechos se hubieran producido.

Las sanciones impuestas sobre faltas graves prescribirán en el plazo de doce meses, contados a partir de la fecha en que la sanción se hubiera comunicado al interesado.

Los períodos de vacaciones se excluyen del cómputo de los plazos.

PROCEDIMIENTO PARA LA TRAMITACIÓN DE LOS EXPEDIENTES DISCIPLINARIOS:

La instrucción del expediente se llevará a cabo según procedimiento establecido en el D 115/2005.

El Director decidirá la incoación del expediente en un plazo no superior a 5 días lectivos desde que se tuvo conocimiento de los hechos, y designará a un profesor como instructor. Dicha incoación, y el nombramiento del instructor, se comunicará al alumno, a sus padres o representantes legales.

El alumno y, en su caso, sus padres o sus representantes legales podrán recusar al instructor ante el Director cuando de su conducta o manifestaciones pueda inferirse falta de objetividad en la instrucción del expediente.

Excepcionalmente, al iniciarse el procedimiento o en cualquier momento de su instrucción, el Director, por decisión propia o a propuesta, en su caso, del Instructor, podrá adoptar las medidas provisionales que estime convenientes. Las medidas provisionales podrán consistir en la suspensión del derecho de asistencia al centro o a determinadas clases o actividades por un período que no será superior a cinco días. Las medidas adoptadas serán comunicadas al Consejo Escolar.

La instrucción del expediente deberá acordarse en un plazo no superior a los diez días, desde que se tuvo conocimiento de los hechos o conductas merecedoras de corrección.

Instruido el expediente se dará audiencia al alumno y además a los padres o representantes legales de aquél, comunicándoles en todo caso las conductas que se le imputan y las medidas de corrección que se proponen al Consejo Escolar del Centro. El plazo de instrucción del expediente no deberá exceder de siete días.

Se comunicará al Servicio de Inspección Técnica el inicio del procedimiento y le mantendrá informado de la tramitación hasta su resolución.

La resolución del procedimiento deberá producirse en el plazo máximo de 25 días lectivos desde la fecha de iniciación del mismo y contra la resolución del Consejo Escolar podrá interponerse recurso ordinario ante el Consejero de Educación, en los términos previstos en los artículos 114 y siguientes de la Ley 30/1.992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común.